jueves, 26 de octubre de 2017

Cadáver esqueleto: Marmitako

0 comentarios


NOCHES POÉTICAS
25/10/17



Al lado de la ría, con el agua del atardecer y desde el Restaurante Euskalduna, la cita de Noches Poéticas se arropó con la música del piano de Maby, las canciones del disco de Txo Braceras y los versos de “El sauz de los desvelos” desgranados por su autor, Perfecto Herrera.

Ambiente grato, participación entusiasta y la creación del cadáver esqueleto, un buen plato de marmitako cocinado al fuego lento de los versos y los fogones de Noches Poéticas, marcaron el cierre de la velada.



Marmitako

Ese gran placer cuando te metes el taco
en la boca
la patata es el bonito del marmitako,
el mix de diferentes sensaciones,
mi aita entre guisantes.
¡Qué jugoso estás con mis fluidos dentro!
Que el buen marmitako se define con:
¡Ahí va, la ostia!

Pero yo soy más de patatas fritas,
de bonito y de salmón y más bonito
el de salmón,
gotas con aroma a mar,
hoy me duelen tus heridas rosas enloquecidas,
la dicotomía entre patata y bonito
en la mezcla con la tierra en borboteo lento,
ancestral comida de pescadores
alzada a la alta cocina
te odio si tienes espinas y endiablados sabores,
sabor de mar, añoranzas de niñez,
una rumba cubana, un movimiento circular
sin espinas te quiero, y rojo y fresco;
qué buena excusa para relamerse
mar azul, mi cielo, el de tus ojos.
Tierra y mar, unión perfecta,
rojo pimiento en el guiso
explosión de tierra y mar deshecho en mi boca
mezclados todos los ingredientes, sabroso marmitako
al paladar.

Aroma a infancia, pueblo y familia en vapores,
olla, olla de mar y pescadores
perola y mar… ¡mi barco!

En el norte encontré sabores del alma
-y si quieres alubias finas, véte a casa Sabina-
Marmitako, reuniones con amigos y familia
de mar y tierra, nuestra esperanza, nuestra historia
a fuego lento se cocina mejor.

Extasis del paladar, sabor perenne a hogar
y te desmigo a lengüetazos;
si no fueras tan bonito pensaría en más cosas
que en comerte.
¡Uhmmm…!¡Ay! ¡Una espina!
Y entre hervor y hervor al fin el bonito despertó,
manjar austero, hambre del marinero,
marmitako vegetariano
ando y sufro el ahogo de salir
del agua.



NOCHES POÉTICAS

De la organización del texto: Julio González Alonso

lunes, 16 de octubre de 2017

25 de octubre, Noches Poéticas en el Restaurante Astillero Euskalduna

0 comentarios


NOCHES POÉTICAS
Lugar: Restaurante Astillero Euskalduna
Hora: 20:00h, ocho de la tarde
Fecha: 25 de octubre

En el entorno mágico de la ría del Nervión y el amplio espacio del Restaurante Astillero Euskalduna será la segunda cita de esta temporada de Noches Poéticas. Si al lugar y la ocasión le ponemos un poco o un mucho de poesía y buena música, la tardey noche del día 25 promete resultar ser un espacio de ocio y cultura compartida y feliz.

Desde Almería recibiremos al poeta Perfecto Herrera Ramos, uno de los organizadores de los famosos Velorios almerienses y animador -o agitador- de la poesía en su ciudad, con la experiencia de varias publicaciones y la presentación de su último trabajo, "El sauz de los desvelos" (Ediciones Vitruvio, Colección Baños del Carmen-Madrid 2017) La mejor ocasión de escuchar lo mejor de sus versos y conseguir un ejemplar firmado.

En la parte musical, con su nuevo disco "Donde comienzan los sueños", podremos disfrutar de las creaciones de Txo Braceras y también de la oportunidad de conseguir uno de us discos.

Junto a nuestros invitados os esperamos a todos con vuestras creaciones, poemas, recitaciones y noticias, lo que hará que la velada crezca y se desborde de versos a la orilla de la ría. La ocasión, también, de colaborar en la escritura de un nuevo "cadáver esqueleto" para el que ya se está cocinando el título al calor de los fogones del Restaurante Astillero Euskalduna, plato que podremos luego degustar entre todos con la lectura del mismo.

En la parte técnica, nuestro compañero Iñaki Cerrajería (Atomic Luz y Sonido) hará todo lo posible para que todo suene y se vea muy bien.

Os esperamos, como siempre, y como siempre os pedimos que nos escribais para solicitar participar a la dirección de correo electrónico  nochespoeticas@gmail.com

¡Nos vemos en los bares!

NOCHES POÉTICAS

jueves, 5 de octubre de 2017

Bacalao al pil-pil, cadáver esqueleto de Noches Poéticas en el Café Teatro Mistyk

0 comentarios


NOCHES POÉTICAS
Cadáver Esqueleto en el Café Teatro Mistyk (Bilbao)
4 de octubre de 2017

Las cocinas de Noches Poéticas se abrieron con el cadáver esqueleto de la velada para prepararnos un potente bacalao al pil-pil. Un total de 51 participantes nos dejaron sus versos para articular este esqueleto poético y 15 nuevos nombres se incorporaron a la lista de coautores de este experimento que alumbrará la publicación de un nuevo libro de NP. Gracias a Amaya Basáñez, Andrea, Ane Andikoetxea, Edurne Larrinaga, Haizea Águila Níguez, Iñaki, José Antonio, Julio Ruenda, Karin, M. Martín, Nani, Pablo Camarero, Purificación Mínguez, Santiago Liberal y Teresa Zubizarreta que, junto a los 37 anteriores, suman
ya un total de 52 participantes en esta aventura. Y seguimos.

Antes, según lo previsto y arropados por los recursos técnicos puestos a nuestro servicio por Iñaki Cerrajería (Atomic Luz y Sonido) además de la compañía al piano para las recitaciones de la pianista Maby, se dio comienzo a esta primera velada del curso 2017 / 2018 con los saludos y recibimientos acostumbrados, el anuncio del cadáver esqueleto, la presentación del músico invitado Lucas Pez Mago y la puesta de largo en Noches Poéticas del libro de Julián Borao, “Todo pasa por algo”. En las palabras iniciales, Julio González Alonso le preguntará a Julián por el sentido del título del libro y leerá uno de los poemas del mismo, siguiendo la intervención del autor con lecturas, anécdotas y detalles en torno a los poemas que se recogen en “Todo pasa por algo”.

En el capítulo de actuaciones poéticas, destacar la de Manuel Vicente Cajón que para esta velada se presentó como Manuel Vicente el Diferente y la de Alberto Infante que, puesto el sombrero, nos abrió la puerta de Los Inmortales con la obra de Konstantino Kavafis.

Velada muy concurrida, venta de libros y discos, buen ambiente, ganas de leer y recitar, poemas interesantes, más de una emoción y sorpresa y… el cadáver esqueleto cocinado de la noche:



Bacalao al pil-pil

Mi imaginación vuela en nubecillas blancas
y me lleno de tu salitre
en una casa sin cocina.

¡Basta ya de programas de cocina!

Lo importante es el movimiento,
¡que empiecen a bailar los ajos
porque a veces no hay más peces en el mar!

En Sestao salió rojo de sangre de la mujer asesinada…
super pintón con esa salsa,
la salsa salada de la vida.

Plato contundente y gelatinoso
despierta mis sentidos
a fuego lento,
deleite para el paladar,
placer de emulsionar la oliva y el pez
amarillo intenso como una flor
siempre para el paladar gentil.

No te conocí, pero te he sentido dentro de mí,
poema al pil-pil moviéndose como el sexo
salado como el mar, tus besos
la vida como una buena salsa
y amama forcejeando con la cazuela.

Orificios nasales cerrados, cejas fruncidas,
sabores del paraíso,
poco a poco haces sentir mis labios pringosos
plato rotundo y gentil
al pil-pil
pasando frío como el gato
he sentido la llamada con toda la fuerza de la cocina apagada
y la boca abierta
del corazón a la cazuela, rojo, blanca y verde mi bandera
no podrán volver tu salsa oscura.

Gloria viscosa entre mis manos,
huele la calle, afila el cuchillo del hombre,
menéalo suavemente en su aroma,
aroma que me lleva a la infancia
dibujando la noche al calor del fuego
desde Bilbao al cielo pasando por la gloria
y me acuerdo de ti, aita.

Tiraba fuerte y se cortó… ese mar…
Se disuelve el silencio. No me arrulles más,
nunca pensé una mezcla como la tuya y la mía,
pero me gusta más el entrecot.

Somos de Bilbao como el bacalao
que tan bien sienta y el estómago se alegra,
que como el sexo, si no lo comes bien
te atragantas. Si te quieres divertir
bacalao al pil-pil,
en el paladar exigente fiel manjar
acaricia la boca y nos da vida. De norte
a sur tu sabor
impregna los caminos.

Bacalao al pil-pil desde el cielo hasta el fin,
me encanta saborear en mi cuerpo
tu continuo movimiento.

NOCHES POÉTICAS
De la elaboración y forma: Julio González Alonso